Napalpí 92 Años Sin Justicia Ni Verdad

Se conmemoraron 92 años de la masacre de Napalpi en la provincia de Chaco, Napalpí no fue una matanza aislada, sino una práctica recurrente del poder político y los terratenientes – con la mano de obra policial o militar – para privar a los pobladores originarios de su forma ancestral de vida e introducirlos por la fuerza al sistema de producción.

El día 19 de julio de 1924 muy temprano, un grupo de unos 130 hombres, entre policías, estancieros y civiles blancos de la zona, fuertemente armados con fusiles Winchester y Mauser, rodearon el campamento donde se habían reunido los indígenas moqoit, qom y pilaga que protestaban por la esclavitud a la que estaban siendo sometidos.

La orden fue política; el motivo, económico (el avance algodonero y la necesidad de brazos para la cosecha), y los ejecutores fueron la policía y grandes terratenientes. Los testimonios de testigos oculares hablan de unos doscientos muertos. Las fuentes coinciden en señalar que no hubo resistencia alguna por parte de los indígenas, por lo que el hecho fue, en la práctica, un fusilamiento masivo seguido de actos aberrantes.

Juan Chico es qom, nacido y criado en el lugar de la matanza (hoy llamado Colonia Aborigen), durante los actos que se realizaron en el lugar de la masacre expreso;  las comunidades siguen peleando para que el lugar se vuelva a llamar Napalpí, detalló que los asesinados fueron al menos 700 personas (mucho más de los 200 que mencionan los diarios de la época) y valorizó que en Chaco se hable cada día más de la masacre de indígenas.

En el aspecto judicial existen dos causas. En 2004, un estudio de abogados inició una demanda civil mientras  la Fiscalía Federal de Resistencia (a través de la Unidad de Derechos Humanos) inició una investigación de oficio sobre Napalpí y Zapallar (matanza de 1933). Los fiscales pretenden detallar los hechos y llegar al juicio que aun no tiene fecha.